Por circunstancias personales, me mantendré desconectado del blog durante un tiempo. Espero volver lo antes posible.

Gracias por vuestra comprensión y un saludo a todos.

viernes, 30 de mayo de 2008

Next target: NBA Champions


Los Angeles Lakers han vencido esta pasada noche a San Antonio Spurs, por lo que se han alzado con el título de Conferencia Oeste, y accediendo por la puerta grande a la final de la NBA. Ni los más optimistas pensaban que Lakers podía deshacerse de un equipo tan experimentado como el de San Antonio con tanta autoridad como han demostrado Kobe y los suyos.

Lejos de posibles artimañas de la liga para favorecer una final Lakers-Celtics y permitir un espectáculo infinitamente más atractivo que, por ejemplo, un Pistons-Spurs, ha quedado demostrado que Los Angeles cuenta con una plantilla más compacta de lo que se presuponía tras la llegada de Gasol a mediados de temporada. No sólo aporta anotación desde el poste bajo, sino que también su capacidad para atraer a las defensas y abrir las defensas por los lados débiles, repercute positivamente en la anotación de otros compañeros. Siempre existe una tercera baza ofensiva en los ataques angelinos, que unas veces es Odom, otras Vujacic, otras Fisher o Walton... es decir, jugadores con el suficiente talento como para no echar por tierra el desgaste de Gasol sobre las defensas contrarias.

En esta ocasión San Antonio, una plantilla a la que se le presupone amplitud de banquillo, una rotación más que notable, y la presencia de unos siempre seguros Duncan, Ginobili y Parker. Argumentos suficientes que refuerzan mi teoría.

No obstante, la estrella de la noche fue Kobe Bryant, que con 39 puntos hizo y deshizo a su antojo, fue indefendible por Bowen y permitió una reacción angelina para remontar la desventaja en el marcador que había durado prácticamente los 3 primeros cuartos. El comienzo del partido no fue positivo para los californianos, porque desde el primer minuto se vió que San Antonio no estaba dispuesto a dejar amilanar con un 4-1 en las series. Puso la directa rápidamente y logró diferencias en el marcador de hasta 15 puntos. Cuando pintaban peor las cosas para Kobe y los suyos, una serie de acciones de mérito de Odom y Farmar calentaron la atmósfera del Staples y auparon a Los Angeles a mejorar su presión defensiva. Empezó entonces el festival de Kobe. La remontada fue culminada con un triple de Vlado Radmanovic, y a partir de ahí el partido se tornó cuesta abajo para los de Phil Jackson.

Ahora, a esperar a Boston o a Detroit. La eliminatoria está 3-2 para los Celtics, por lo que una final deseada por los medios y los aficionados está más cerca de producirse.

2 comentarios:

Roberto dijo...

Mr Pirri, enhorabuena por tu programa... unas cuestioncillas
-¿Hubieran llegado los lakers a la final sin Gasol?
-Oí por ahí que no se que periodista americno se había pegado una rajada del Gasol... que opinas?
-Pronósticos, análisis para la final¿?
-En Eurovisión escuché a uno que me recordaba al Bruce Dickinson... Lo del ángel y el demonio le pones algo de guitarreo y es to heavy no?... y tal y cual pascual...opiniones?

Pirrimarzon dijo...

¿Qué tal Rober? Ya veo que estás siguiendo día a día y con detenimiento mi blog, y me alegro de que colabores en él.

A las preguntas mencionadas:

-Ciertamente, no puedo saberlo, pero con la baja de Andrew Bynum, y con la poca aportación de hombres como Kwame Brown o Javaris Crittenton, se me antoja imposible, por en ese caso Lakers no tenía argumentos suficientes en el poste bajo como para parar a Tim Duncan o Carlos Boozer, por ejemplo.
-Lo del periodista americano, pues nada, otra chorrada más de la que se da eco el Marca, que no saben qué noticia sacar para la gente se enganche al baloncesto. No tiene mayor trascendencia.
-Pronósticos, pues Lakers tiene todas las papeletas, porque llega a la final con menos partidos a sus espaldas, porque ha resuelto las eliminatorias con mayor solvencia, y tiene a un Kobe Bryant en estado de gracia. Si Gasol y Odom consiguen parar bien a Garnett, tendrán la mitad del trayecto recorrido. ¿Otra clave? El acierto de Ray Allen en el tiro, porque ha estado desaparecido durante buena parte de los playoffs. En resumen, la defensa, el rebote y el acierto de Bryant y Allen.
-Sobre Eurovisión, pues ni idea, no lo vi, esas cosas frikis te las dejo a ti.
¡A ver cuando nos vemos, cabezón!